Dos verbos, todos los verbos.

Advertencia: este texto permite dos recorridos de lectura: 1, 2, 3 y 4  ó   4, 3, 2 y 1.  Dejamos la decisión en manos del lector.

(1)

Las caras del leer y el escribir son tantas como los motivos que hacen posible un texto: confesarse, persuadir, desnudarse, entender, comunicar, hablar, deshacer, empezar, decir, enredar, callar, ocultar, desahogarse, olvidar, nacer, destruir, revivir, seducir, engañar, jugar, despertar, construir, imaginar, crear. La lista puede ser interminable.

(2)

Cartas, reportajes, vayas, websites, ensayos, documentos oficiales, grafitis, blogs, listas de mercado, diarios íntimos, mensajes de texto, escritos furtivos en las puertas de los baños o escritorios… Basta con pensar en la amplia gama de eso que llamamos escritos para empezar a ver la riqueza de las letras y los usos que hacemos de ellas. Y por lo tanto, la riqueza del acto de leer (no olvidar nunca que leer y escribir son verbos hermanos).

(3)

Leemos todo el tiempo. Casi todos los alfabetizados lo hacemos, aunque muchas personas se empeñen en decir que los jóvenes de hoy no leen. Eso hay que volver a pensarlo. Urge, más bien, entender qué leen las nuevas generaciones. ¿Cómo, cuándo, dónde y por qué lo hacen? Las mismas preguntas valen para aquello que escriben. Porque tampoco vamos a creer que sólo los más viejos escriben.

(4)

En el siglo XXI el lápiz no ha muerto (muy lejos está de hacerlo). Ha ampliado sus  formas, sí, eso no vamos a negarlo. Y para entender lo que ocurre, lo que está ocurriendo, hay que revisar qué significan leer y escribir en el mundo contemporáneo (es necesario ampliar la visión de lo que esta pareja es y puede ser).

Anuncios
Entrada anterior
Entrada siguiente
Deja un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

ECHANDO FLORES

las mujeres en el cine colombiano

libreta de abastecimientos

A veces surjo de lo que escribo como una serpiente surge de su piel (Enrique Vila-Matas - El viaje vertical)

costuras y pre(-)textos

A veces surjo de lo que escribo como una serpiente surge de su piel (Enrique Vila-Matas - El viaje vertical)

Un lugar de paso

A veces surjo de lo que escribo como una serpiente surge de su piel (Enrique Vila-Matas - El viaje vertical)

Ohpino

A veces surjo de lo que escribo como una serpiente surge de su piel (Enrique Vila-Matas - El viaje vertical)

El orejón sabanero

A veces surjo de lo que escribo como una serpiente surge de su piel (Enrique Vila-Matas - El viaje vertical)

lapieldelabatata

Bocetos, versiones, fragmentos de realidad · Textos por: Andrés Gómez O

El Blog de Konstance

Para amantes de la Literatura

A %d blogueros les gusta esto: